La Rehabilitación Tecnológica frente a accidentes cerebrovasculares (ACV): Una solución ya presente para mejorar los retos del futuro

Según el estudio IBERICTUS, realizado por el Grupo de Estudio de Enfermedades Cerebrovasculares de la Sociedad Española de Neurología (SEN), en España se producen cada año 187 nuevos casos de accidentes cerebrovasculares por cada 100.000 habitantes.

Un problema que no solo afecta a nuestro país, según la Organización Mundial de la Salud (OMS), más de seis millones de personas mueren cada año por ACV y la cantidad de personas que sufren una discapacidad permanente por esta razón es aproximadamente la misma.

Para obtener una perspectiva más amplia sobre el impacto que los trastornos del movimiento tienen en las personas, la Asociación Nacional de ACV del Reino Unido llevó a cabo una encuesta nacional en la que observó que el 49% de las personas que sobreviven a un accidente cerebrovascular experimenta problemas motores un año después de la lesión.

En el mismo estudio se señala que un 52% sufre problemas en la mano que merman su independencia y un 54% presenta limitaciones para caminar. Estas secuelas afectan negativamente a su calidad de vida y hacen que necesiten ayuda para realizar las tareas de la vida diaria y participar en la vida social. La experiencia muestra que, para lograr una recuperación óptima y la integración de la persona en la sociedad, la rehabilitación es esencial.

 

La Importancia de la Rehabilitación Tecnológica en el Proceso de Recuperación

La recuperación tras un ictus puede ser un camino largo y desafiante. No obstante, el cerebro tiene una capacidad notable para adaptarse y recuperar funciones perdidas o dañadas, conocida como neuroplasticidad. La rehabilitación es esencial para potenciar esta capacidad y mejorar la calidad de vida de los pacientes.

La rehabilitación post-ictus se basa en un enfoque multidisciplinario que involucra a médicos, terapeutas ocupacionales, fisioterapeutas, neuropsicólogos, logopedas y otros profesionales de la salud. El objetivo es ayudar a los pacientes a recuperar la independencia en las actividades cotidianas y fomentar su reintegración social y laboral. Sin embargo, el tiempo y esfuerzo que se requieren para realizar rehabilitación intensiva y repetitiva son, en ocasiones, demasiado altos.

Según la evidencia científica, la mayoría de los pacientes pueden mejorar si reciben una terapia adecuada, la cual tiene cuatro requisitos principales:  una dosis e intensidad adecuadas, tan pronto como sea posible, adaptada al paciente y manteniendo la motivación del paciente (Kwakkel, 2004; Ward, 2015).

En este contexto, la Tecnología Robótica desempeña un papel fundamental en los procesos de rehabilitación de personas que han sufrido un ACV. La robótica de rehabilitación permite implementar terapias más precisas, efectivas y personalizadas, aprovechando los principios del aprendizaje motor y la neuroplasticidad cerebral.

 

Beneficios de incorporar Tecnología Robótica en los procesos de rehabilitación

El papel de la rehabilitación robótica en los procesos de recuperación de las personas que sufren ACV es facilitar la repetición, la intensidad y la retroalimentación de los ejercicios terapéuticos, así como estimular la neuroplasticidad cerebral y la reorganización cortical. Además, la rehabilitación robótica puede reducir la carga de trabajo de los terapeutas y los costes sanitarios asociados al ACV.

Los beneficios de la rehabilitación robótica dependen del tipo y la fase del ACV, así como de las características del dispositivo utilizado. En general, se ha demostrado que la rehabilitación robótica mejora la función motora, la amplitud de movimiento, la fuerza muscular y la coordinación de las extremidades superiores e inferiores afectadas por el ACV. También se ha observado que la rehabilitación robótica puede mejorar las funciones visuoespaciales, cognitivas y emocionales de los pacientes con ACV ya que estas tecnologías ofrecen un entorno interactivo y lúdico que motiva a los pacientes durante el proceso de rehabilitación.

La incorporación de la Tecnología Robótica en el proceso de rehabilitación post-ictus presenta numerosos beneficios:

  • Permite iniciar la rehabilitación de manera temprana y mantener el nivel de intensidad y repetición necesario desde las primeras fases.
  • Facilita el monitoreo preciso del progreso del paciente, lo que permite ajustar el tratamiento de manera personalizada según sus necesidades y avances.
  • La precisión y exactitud de los dispositivos robóticos permiten un seguimiento detallado del progreso del paciente y una evaluación objetiva de su evolución.
  • La posibilidad de repetir y ajustar los ejercicios de manera controlada contribuye a potenciar la recuperación y minimizar las posibles complicaciones.
  • La retroalimentación constante proporcionada por los equipos robóticos ayuda a los pacientes a mantener la motivación durante el proceso de rehabilitación.
  • Versatilidad y adaptabilidad para atender a una amplia gama de pacientes con distintos niveles de limitación funcional.
  • Terapias interactivas que abarcan todo el cuerpo, desde tronco, manos, dedos, brazos y piernas hasta cabeza.
  • Enfoque centrado en el paciente, permitiendo una atención individualizada y un aprendizaje motor óptimo.
  • Mayor eficiencia y productividad en las sesiones de terapia, permitiendo atender a más pacientes en menos tiempo con mayor tiempo neto de terapia.
  • Experiencia terapéutica más agradable y divertida, promoviendo la motivación y el compromiso del paciente con el proceso de rehabilitación.

 

No obstante, es importante destacar que, si bien la Tecnología Robótica es una herramienta muy valiosa, no reemplaza la importancia de la interacción con los profesionales de la salud en la rehabilitación; la empatía y el apoyo proporcionado por ellos son fundamentales para el bienestar emocional y la confianza del paciente en su proceso de recuperación.

 

NeuroReha, tus expertos en Tecnología de Rehabilitación

En los últimos años, la tecnología ha demostrado ser una aliada inestimable en el campo de la rehabilitación neurológica. Los avances en la tecnología médica han permitido el desarrollo de tecnología de rehabilitación y sistemas especializados que complementan y mejoran los enfoques tradicionales de rehabilitación.

En NeuroReha, estamos comprometidos en utilizar la tecnología robótica de última generación para ayudar a los profesionales sanitarios a maximizar el potencial de esta tecnología y obtener resultados sobresalientes en la rehabilitación de los pacientes.

Nuestro equipo de especialistas proporciona un soporte integral para garantizar la selección más adecuada para cada centro, una implementación efectiva y exitosa de la tecnología robótica en los procesos de rehabilitación, mejorando así la autonomía, la calidad de vida y el bienestar de las personas que han sufrido un ACV.

Para alcanzar este objetivo ponemos a tu disposición un equipo de ingeniero biomédico, mecánico, especialistas en neurorrehabilitación y expertos en desarrollo de negocio, especializados en la integración e implementación de sistemas robóticos que trabaja estrechamente con fabricantes líderes en el mercado mundial como Tyromotion o THERA-Trainer, lo que nos permite conjuntamente analizar y estudiar las necesidades específicas de cada cliente elaborando un plan de viabilidad a medida para rentabilizar al máximo tu inversión desde el primer momento.

Somos conscientes del desafío que implica la incorporación de tecnología de última generación en la búsqueda de la transformación de las áreas de rehabilitación en una intervención eficaz de calidad. Por ello, nuestro equipo trabaja en estrecha colaboración desde el principio con los profesionales de la salud, compartiendo toda nuestra experiencia y conocimiento para lograr satisfacer sus necesidades específicas con una amplia preparación.

Entrevista a Martin Huber, Fisioterapeuta y Maestro en Ciencias de la Neurorrehabilitación
15 de Noviembre, Día Internacional de las Enfermedades Neuromusculares
Carmen Martín Rico, Clinical Application Manager hablando sobre “Tecnología Robótica aplicada a la Neurorrehabilitación”.
Formación impartida por nuestra Clinical Application Specialist, Carmen Martín Rico en #CEADAC
Día Internacional del Ictus
Día Internacional de la Terapia Ocupacional